A la FSA nun-y salen les cuentes

Street Fighter 2

LA FSA tien mieu. Y énte’l mieu, les culiebres muerden. Nos últimos años tamos asistiendo a una retafila d’acontecimientos que d’un tiempu p’acá tienen reflexu n’unes movilizaciones sociales ensin precedentes. El fechu de que más de diez mil persones s’axuntaren nes manifestaciones cellebraes apocayá n’Uviéu y Xixón pa reclamar la oficialidá de l’asturianu (el sábadu 19 payares) y en sofitu de los sindicalistes Cándido y Morala (el miércoles 22), nun tien precedentes. Son dos cites convocaes y empobinaes por un garrapiellu de coleutivos ¿minoritarios?, que s’escapen al control, a cada vegada más xabaz, que la FSA y los grandes sindicatos caltuvieren de trenta años p’acá en tolo que cinca a la movilización social n’Asturies. Ello nun ye un síntoma, ye la prueba de que la ‘curia’ socialista asturiana ta perdiendo la cai, y s’enfrenta a la posibilidá de qu’el colchón de votos del prexubilerismu nun seya suficiente pa caltener tamién el poder autonómicu. Frentes abiertos tien abondos.

D’equí a unos díes, otra manifestación va amosar otro d’esos frentes abiertos. logomanifaultima.gif

Nesta ocasión, la Agrupación de Colectivos Asturianos, un ensame d’estremaes plataformes y asociaciones cíviques asturianes, van amosar el refugu a les polítiques urbanístiques y ambientales (fundamentalmente) empobinaes pol gobiernu asturianu. Ye la contestación a la política que quier afitar la xeneración d’enerxía y el turismu de xalé y campu de golf como los finxos nos qu’afitar la economía asturiana pal sieglu XXI, pa la época post prexubilerismu.

Hasta agora, el Gobiernu y la FSA traten de minimizar un descontentu qu’algama sectores bien estremaos de la sociedá asturiana: dende les poblaciones rurales, hasta les ‘lleendes urbanes’, tanto alendando mieos (‘¡Sollertes, que vien el nacionalismu!’, berraba va poco Javier Fernández), como comprando’l silenciu de los medios de comunicación con contratos millonarios (subcontratas en Teletini-TPA, inserciones publicitaries que caltienen con vida a periódicos y teles locales en situación crítica…).

Pero, como dixe, los frentes abiertos son munchos. El más importante paez el urbanísticu. Les víctimes de Sogepsa y les sos espropiaciones cúntense por decenes de miles, y con especial relevancia nel graneru de votos d’Asturies: el conceyu de Xixón. Pero a ellos súmense Caravia, Muros, Aboño (tol mundu sabe qu’Areces presta-y más facese una semeya con un Masaveu-Tudela Veguín que la tortiella patates), Cuideiru, Corvera, Castropol, A Veiga d’Eo…

Llínia Soto-Penagos, embalse de Caleao (infraestructures que dafechu se reconocen como innecesaries si se remocicaren les actuales), adxudicación de la nueva rula d’Avilés, represión sindical, abusos llaborales al personal públicu de la propia Alministración del Principau d’Asturies… son problemes abiertos que la FSA trata de tapecer con espedientes a afiliaos díscolos y pago de favores a quien sofita los mandatos de la ‘curia’, presiones a periodistes, propaganda…

Con esti panorama, les elecciones autonómiques preséntense perinteresantes. Muncho mos abulta que les encuestes que manexa anguaño la ‘curia’ sociata asturiana nun-yos apurren resultaos rellumantes: Ovidio presidente y presencia na Xunta Xeneral d’esos nacionalistes que tanto mieu-y dan a Javier Fernández podría nun ser daqué llonxanu.

3 comentarios en “A la FSA nun-y salen les cuentes”

  1. Si toi d’acuerdu contigo, namás que creo que yes mui optimista, nun sé yo si a los sinvergüences de la FSA-yos importan muncho estes movilizaciones. Nun sé yo si calen na sociedá. Somos munchos descontentos, sí, pero tamos muy dixebraos a la hora de dir a votar, esi ye’l problema. En cualquier casu, oxalás tengas razón y la FSA tea entamando a tener mieu. Presta’l sitiu 😉

  2. un blog bien currao. convídovos a pasar pol miou homilde sitiu, http://asturies.gugara.com/fala , ya si vos apetez decíisme que vos paez.
    Quisiera ser positivu ya creer qu’estas manifas van valir (la del 2 yia perimportante), que nun van quedar pa prau, que la xente vei movilizase ou, polo menos, concienciase pal votu. Oxalá.
    Salú.

Zarráronse los comentarios.